«Las exigencias del 1,5% cultural garantizan la idoneidad del proyecto para el Chao Samartín»

castro del chao samartín

El consejero de Cultura asegura que la calidad del proyecto está patente en su selección entre 524 proyectos de toda España

El consejero de Educación y Cultura, Genaro Alonso, ha señalado hoy en la Junta General del Principado, que «no veo motivos para la preocupación, si no para la satisfacción», con respecto al proyecto planteado para el castro del Chao Samartín, en Grandas de Salime.

Alonso contestaba a una interpelación de Izquierda Unida que plantea dudas sobre el plan para el yacimiento arqueológico. A juicio del consejero, la calidad del proyecto está patente en su selección entre 524 proyectos de toda España para beneficiarse del 1,5% cultural. «Las exigencias técnicas y administrativas de estas subvenciones estatales, yo creo que garantizan la idoneidad y solvencia técnica del proyecto», ha señalado.

En cambio, para la diputada de Izquierda Unida, Concha Masa, el proyecto «según expertos en la materia, contiene gravísimas irregularidades» y «carece de los informes preceptivos emitidos por personal cualificado en conservación y restauración de bienes culturales». Entre esas irregularidades señala «la utilización de técnicas y materiales altamente agresivos, como el hormigón armado y las resinas epoxídicas».

Sobre este punto, el consejero ha respondido que lo que se plantea es el «uso de los llamados morteros de cal, que es la formulación más tradicional posible y que se utilizan habitualmente en procesos de restauración de fábricas pétreas, como es el caso. Un mortero tradicional usado ya en la época romana».

Además, Genaro Alonso ha añadido, que «el hormigón armado solo se plantea, tal y como figura en el proyecto, en un único muro en la plaza del yacimiento; se trata de un antiguo muro de piedra completamente derruido en una zona en la que el desnivel es tan pronunciado que no hay otra solución técnica».

El consejero también ha asegurado que «se da cumplimiento estricto a todas las normas internacionales en materia de restauración» y que el redactor principal proyecto ha dirigido obras de restauración en edificio prerrománicos, «cuya restauración arquitectónica parece que fue ejemplar, por lo tanto, no veo lugar para la preocupación».

Un centro de interpretación

El consejero también ha negado que se vaya a construir un centro de interpretación o edificio de acogida como sostiene Izquierda Unida. «Va a haber dos fases y luego hay un proyecto para instalar señalizaciones y plataformas de observación, quizá sea eso a los que se refiere; otra cosa es la creación de un centro que nadie se plantea», ha señalado el consejero.

La diputada de Izquierda Unida señaló que quizás tengan interpretaciones diferentes sobre el proyecto y que el consejero puede no darle importancia a que se utilice hormigón armado pero, añadió, «las intervenciones sobre un yacimiento arqueológico no tienen que ir destinadas a ponerlo bonito, ni a que todo esté en pie, sino a mantenerlo tal como está, explicando las razones por las que se encuentra así y respetando a rajatabla los materiales y el testimonio histórico». Por eso, concluyó, «es importante que nos informemos bien y tomemos las debidas precauciones».

Noticias relacionadas




Si quieres que nos hagamos eco de las noticias y eventos de tu asociación o de tu pueblo, envíanos información e imágenes a noticiasdeloccidente@gmail.com o a través del Whatsapp al 626 72 43 68 ¡Haremos lo posible!