La familia del fallecido en Soto de Luiña por los disparos de un Guardia Civil pide su ingreso en prisión


Han iniciado una recogida de firmas para que se ejecute
la condena

La familia de Severino Gallego Cernuda, el vecino de Soto
de Luiña (Cudillero) que falleció por los disparos efectuados por un guardia civil, ha
iniciado una campaña de recogida de firmas para pedir que se ejecute la sentencia
que condena al agente a cinco años de prisión por un delito de homicidio.
Recuerdan que, el pasado 16 de septiembre se cumplieron seis
años de la muerte de Severino y que en el juicio, celebrado hace más de un año,
se le condenó a cinco años de prisión. También insisten en que hace más de
cinco meses que se desestimó el recurso presentado por el guardia civil y que
llegó al Tribunal Supremo, ratificando y haciendo firme la sentencia.
«A día de hoy, no solo no ha empezado a cumplir la
sentencia, sino que además sigue en su puesto de guardia civil», denuncian
desde la familia. Lo que quieren es «que no se le conceda el indulto, que
empiece a cumplir su condena y que se le expulse del cuerpo de la Guardia Civil».
De momento se han recogido cerca de 300 firmas en la plataforma
change.org.