La justicia da la razón a los vecinos de Allande que reclamaban la propiedad de terrenos en el parque eólico de El Palo

Recibirán el canon devengado por la ocupación del suelo de 19 de los 59 aerogeneradores

La Audiencia Provincial de Oviedo ha desestimado el recurso interpuesto por el Ayuntamiento de Allande y confirma la sentencia del Juzgado de Primera Instancia nº 8 de Oviedo que reconoce a una veintena de vecinos de Lomes, Otero y Tarallé, la propiedad del suelo donde se asientan 19 aerogeneradores de los 59 que integran en total el denominado Parque Eólico de la Sierra de los Lagos, en las inmediaciones del puerto de El Palo.

Los vecinos deberían recibir así el canon devengado por dicha ocupación desde el día 8 de octubre de 2003 hasta la actualidad, con sus correspondientes intereses legales desde entonces, y el que se devengue en lo sucesivo.

El abogado de los vecinos, Mario Gómez, señala que la reclamación se remonta al año 2000 cuando, al tener conocimiento de que Ayuntamiento y Principado tenían prevista la construcción en la zona de un parque eólico, los vecinos iniciaron sus primeras reclamaciones. «El conflicto se suscitó porque dichas administraciones entendían que el terreno en el que se ubicaron estos 19 aerogeneradores formaba parte del Monte de Utilidad Pública nº 317 del Catálogo, denominado “Sierras Vidajerón, Fonterroxa e Iboyo” y declarado como tal en el año 1901, en tanto que los vecinos consideraban que pertenecía a la finca privada “Braña de Soutiel”, inscrita nada menos que en el año 1871 en el Registro de la Propiedad de Tineo».

20 años de trámites y pleitos

El primer paso fue actualizar sus títulos de propiedad. Luego, «al no poder acceder dichos títulos directamente al Registro de la Propiedad, se vieron obligados a promover ante el Juzgado de Primera Instancia de Tineo un Expediente de Dominio, para que fuese el Juez quien ordenara su inscripción, pretensión que fue rechazada».

Esta decisión fue recurrida ante la Audiencia Provincial de Oviedo, quien en el año 2010 la revocó y ordenó la inscripción a su favor. Tras esto, promovieron el correspondiente Juicio Ordinario contra el Ayuntamiento de Allande y el Principado de Asturias, que fue turnado al Juzgado de Primera Instancia nº 8 de Oviedo, recayendo sentencia favorable a sus pretensiones. Esta resolución fue a su vez recurrida por el Ayuntamiento de Allande ante la Audiencia Provincial de Oviedo, quien acaba de dictar la mencionada sentencia confirmando la anterior en todos sus términos.

En palabras del abogado Mario Gómez, «esta Sentencia, que viene a representar hoy la leyenda bíblica de David contra Goliath, supone para estos 20 vecinos el percibo de una importante cantidad de dinero en concepto de atrasos y garantiza el cobro para el futuro de un suculento canon temporal de ocupación».